Se acerca fin de la ayuda pandémica federal por desempleo

Foto: https://archive.org.

Foto: https://archive.org.

De la redacción

Economistas independientes, en base a datos del Departamento del Trabajo (DOL), afirman que 22 estados planean poner fin a los beneficios federales mejorados por desempleo a partir de junio. Hasta la fecha, al menos 16 estados han optado por no participar en los programas federales de desempleo antes de su vencimiento oficial el Día del Trabajo. Todos estos estados son gobernados por republicanos.

Funcionarios del Departamemto de Trabajo (DOL) advirtieron la semana pasada que el gobierno federal no puede intervenir para proporcionar beneficios por desempleo una vez que los estados cancelen la participación en dicho programa. Y además, la Casa Blanca no puede obligar a los gobernadores estatales a pagar los beneficios federales adicionales.

Según trascendió en la prensa nacional, los referidos gobernadores estatales lo están haciendo en respuesta a la escasez de mano de obra. Sostienen que las prestaciones por desempleo mejoradas –ahora con la pandemia- están impidiendo que la gente busque trabajo.

Sin embargo, diversos economistas independientes dicen no creer que los beneficios de desempleo por la pandemia sean realmente el factor principal que desincentiva la búsqueda de empleo, y afirman más bien que por ejemplo si el salarió mínimo fuera de 15 dólares o más por cada hora trabajada, con todos los beneficios laborales que marca la ley federal del ramo, muchos estarían buscando trabajo.

La Fundación Century afirma que alrededor 22 estados, o 3.6 millones de personas perderían los cheques de 300 dólares semanales de la ayuda federal, y no sólo eso sino que aproximadamente 2.7 millones de estadunidenses se hallan en riesgo de perder por completo sus beneficios.

“Más de una docena de estados se están retirando de los programas de desempleo de la era de la pandemia, renunciando a miles de millones de dólares en fondos federales que de otro modo fluirían hacia los residentes sin trabajo”.

Como se sabe tal vez, el Plan de Rescate Estadunidense puso como fecha límite para los beneficios de estos programas federales el Día del Trabajo, o el 6 de septiembre. Pero muchos estados republicanos están terminando su participación alrededor de por lo menos dos meses antes, desde el 12 de junio hasta el 10 de julio (varía según el estado).

Estos son los estados que a partir de junio y julio declinan la ayuda federal por desempleo:

Alabama (19); Alaska (12); Arkansas (26); Georgia (26); Idaho (19); Iowa (12); Mississippi (12); Missouri (12); Montana (27); New Hampshire (19); North Dakota (19); Ohio (26); Oklahoma (26); South Carolina (30); South Dakota (26); Texas (26); Utah (26); West Virginia (19) y Wyoming (19).

Y en el mes de julio:

Arizona (10), Indiana (19), Tennessee (3).

O sea que se reducirían o cortarían los beneficios para casi 2 millones de personas. Algunos de esos estados, como Arizona, Montana, New Hampshire y Oklahoma, ofrecerán incentivos financieros para que las personas encuentren trabajo. Otros estados que no dejarán de participar en programas federales volverán a imponer reglas más estrictas, muchas de las cuales fueron suspendidas durante la pandemia, para quienes cobran desempleo. Hawaii, por ejemplo, exige que los trabajadores desempleados demuestren que están buscando trabajo, dice c/net.

Con todo, “ese pago adicional de 300 dólares por semana, así como la extensión de los beneficios hasta el 6 de septiembre y la asignación de asistencia por desempleo pandémico a los trabajadores independientes habían sido parte del Plan de Rescate Estadunidense en marzo”, dice la Fundación Century.

¿Qué significa esto si estás desempleado?

El Servicio de Rentas Internas (IRS) ha comenzado a reembolsar millones a los que pagan impuestos, en sus cheques de desempleo de 2020; por ejemplo, sobre los pagos adelantados del crédito tributario por hijos a partir de julio, y los pagos de estímulo “plus-up” (que se envían a los contribuyentes que recibieron su tercer cheque de estímulo basado en los ingresos de 2019, pero que son elegibles para obtener más dinero en función de sus ingresos de 2020 procesados recientemente).

¿Todavía puedo solicitar los beneficios por desempleo?

  • Si ha sido despedido o suspendido de su trabajo es elegible para solicitar beneficios de desempleo del estado donde vive.
  • Una vez que el estado aprueba su reclamo, puede solicitar recibir los beneficios estatales a los que tiene derecho.
  • Debido a que los estados cubren del 30 al 50 por ciento del salario de una persona, no hay una suma única que se pueda esperar a nivel nacional.
  • La oficina de trabajo de cada estado proporciona información sobre sus beneficios de desempleo particulares.
  • Los criterios de elegibilidad varían de un estado a otro, pero la regla general es que debe presentar una solicitud si perdió su trabajo o fue suspendido por causas ajenas a su voluntad.
  • Esto incluiría un trabajo perdido directa o indirectamente debido a la pandemia.
  • En febrero, DOL actualizó sus requisitos de elegibilidad para incluir a las personas que se negaron a regresar al trabajo debido a normas inseguras sobre el coronavirus.
This entry was posted in Coronavirus/COVID-19, Economía, Homepage Feature, Trabajo. Bookmark the permalink.