En marcha, el gerrymander en Estados Unidos, que dividirá más a la población

¿Mantendrá Iowa su orgullosa tradición de redistribución de distritos justa y no partidista?  Foto: https://iowacapitaldispatch.com.

¿Mantendrá Iowa su orgullosa tradición de redistribución de distritos justa y no partidista? Foto: https://iowacapitaldispatch.com.

“En Texas la redistribución de líneas distritales propuesta por los republicanos para la Cámara de Representantes reduciría los 12 distritos competitivos del estado a uno, mientras que en Oregón, el mapa demócrata aprobado reforzó dos escaños competitivos, haciéndolos más sólidamente azules. En Indiana, los republicanos eliminaron el único escaño competitivo del estado al cambiarlo de un distrito que el ex presidente Trump ganó en dos puntos porcentuales a uno que habría ganado 16”.

De la redacción

En Estados Unidos dio comienzo recientemente la redistribución de distritos congresionales, o la manipulación de líneas distritales conocida como Gerrymander, lo que de acuerdo a los primeros mapas publicados sugiere que para la próxima década habrá una polarización del electorado aún mayor.

Según The Washington Post, en 2022 los republicanos necesitan cambiar “sólo un puñado de escaños” para arrebatarle el poder a los demócratas en ambas cámaras del Congreso. De los 435 distritos electorales del país, afirma, “los distritos indecisos podrían reducirse en al menos un tercio, después de la redistribución”.

Para 2022 los demócratas se enfocan en cambiar dos distritos de Texas en manos de los republicanos: el Distrito 23, que se extiende a lo largo de la frontera desde San Antonio hasta El Paso, y que “pasaría de ser un distrito que Trump ganó por menos de dos puntos porcentuales a uno que ganó por siete”. Y el Distrito 24, ubicado en el norte de Dallas, que “cambiaría de uno que ganó Biden por cinco puntos a uno que Trump hubiera ganado por doce”.

Los demócratas esperaban también ganar el único distrito competitivo de Indiana, que ahora se volverá sólidamente republicano, que aspiran a arrebatarle a los demócratas dos distritos competitivos en Oregon, el único estado donde la redistribución de distritos está controlada por demócratas, que obtuvieron un escaño debido al crecimiento y diversificación de la población.

David Pepper, ex presidente del Partido Demócrata de Ohio dijo a la fuente que “si los republicanos no pueden vencerte en las elecciones, te quitarán tu distrito”; y eliminar la competencia, “también tiene el efecto de suprimir el voto”. Antes de 2011, sostiene la fuente, al menos seis distritos del Congreso en Ohio habían oscilado entre demócratas y republicanos durante toda década anterior.

El Centro Brennan para la Justicia, que analizó los resultados electorales de 2017, dice que a nivel nacional los demócratas perdieron la Cámara con la insurgencia del Tea Party de 2010, antes de la redistribución de distritos. “Pero los nuevos mapas en 2012 hicieron mucho más difícil recuperarla… Y en las siguientes tres elecciones al Congreso los republicanos obtuvieron un beneficio neto de 16 a 17 escaños debido a la manipulación partidista”. Pero hasta 2018, señala, porque los demócratas recuperaron la mayoría “debido en gran parte al repudio de Trump entre los votantes suburbanos y de las minorías”.

Y en estados como las dos Carolinas, La Florida y Utah, donde la población se está volviendo más diversa y demócrata, particularmente en los suburbios, “se espera que los republicanos a cargo dividan los mapas para evitar las posibles ganancias demócratas… Estos no son gerrymanders de maximización de asientos a corto plazo, sino que están diseñados para construir un muro alrededor del cambio demográfico”.

Los republicanos crearon en Arkansas un nuevo mapa dividiendo a los votantes en la parte más poblada y racialmente diversa del estado. Y en Illinois, que está perdiendo un escaño en el Congreso, “En este momento los demócratas están eligiendo a sus propios votantes a puerta cerrada, usando su poder para asegurarse de que su partido permanezca en el poder”, señala la fuente.

John Katko, el representante republicano de Nueva York y uno de los 10 republicanos que se unieron a los demócratas para acusar a Trump por su papel en los disturbios en el Capitolio el 6 de enero, declaró al Post que “El tribalismo está arruinando absolutamente la política y, como resultado, está dejando que muchos se sientan políticamente sin hogar”.

Y David Wasserman, veterano analista de datos electorales de Cook Political Report, concluye que si se dibuja un distrito que es seguro, “el partido ya no se preocupa por reclutar a un candidato atractivo en general. Este es un círculo vicioso en el que la disminución de escaños competitivos conduce a un Congreso más extremo y disfuncional”■

This entry was posted in Elecciones, Homepage Feature, Política. Bookmark the permalink.

Encuéntranos en Facebook

Síguenos en Twitter

Suscríbete

Suscríbete a nuestra lista de correo