Ya vamos llegando a Pénjamo

El senador Charles Schumer anuncia que mientras su contraparte republicana, el senador Mitch McConnel emite discursos partidistas, él y el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin trabajan y están cerca de alcanzar un acuerdo que satisfaga a las partes. Foto: Roll Call.

El senador Charles Schumer anuncia que mientras su contraparte republicana, el senador Mitch McConnel emite discursos partidistas, él y el secretario del Tesoro, Steve Mnuchin trabajan y están cerca de alcanzar un acuerdo que satisfaga a las partes. Foto: Roll Call.

De la redacción

En las últimas 24 horas 10 mil nuevos caso positivos de coronavirus se registraron en Estados Unidos, sin que se tengan todavía los “kits” o pruebas para detectar la infección, que el presidente sigue prometiendo todos los días que ahí vienen. Entre tanto, funcionarios de salud pública se preparan para afrontar una nueva mala semana, sin que el liderazgo o la ayuda federal aparezcan en el horizonte cercano .

Este lunes se informó sobre más de 100 muertes relacionadas con el coronavirus en un solo día en Estados Unidos. Y no sólo eso, el cirujano general del país, Dr. Jerome Adams declaró en conferencia de prensa que “esta semana la situación va a empeorar”.

El 43 por ciento de la población de Estados Unidos debe quedarse en casa: al menos 16 estados han emitido órdenes de quedarse en el hogar, lo que afectará a 142 millones de personas, o el 43% de la población del país según datos compilados por CNN utilizando estimaciones de población del Censo de EE. UU.

Al paecer, al presidente le preocupa que el paquete de estímulo económico de casi 2 trillones (millones de millones) de dólares se cierre  tal como se hallaba redactado hasta el domingo, para financiar las pérdidas de su industria inmobiliaria y los intereses de su familia, dicen expertos.

A pesar de contar con apenas el 6% de la población nacional, Nueva York tiene cerca de la mitad de los casos positivos de coronavirus en el país. Es el estado más afectado de la nación, y ahora cuenta con 21 mil 689 casos de coronavirus, o el 5% de todos los casos en el mundo. 157 de sus habitantes habían muerto hasta la medianoche de ayer. Sólo la ciudad de Nueva York tiene 13 mil 119 casos de COVID-19, y al menos 2 mil 213 de esos pacientes están hospitalizados; 28% dieron positivo, y 525 se hallan en la unidad de cuidados intensivos.

En California, que se halla entre los tres estados más golpeados por la pandemia, junto con Washington y NY, el gobernador Gavin Newsom advirtió que el estado necesitará más del doble de camas de hospital para pacientes con coronavirus de lo que se había anticipado anteriormente, y anunció nuevas medidas para alentar el distanciamiento social.

En una conferencia de prensa en línea el gobernador Newsom emitió una orden estatal de estadía en el hogar a partir del jueves por la noche. Es la restricción más fuerte a nivel estatal hasta ahora, destinada a detener la propagación del coronavirus. El anuncio sigue órdenes similares emitidas en los últimos días en todo el país, y está dirigido principalmente al Área de la Bahía de San Francisco y Los Ángeles.

En Washington, DC, los republicanos y demócratas del Senado mantienen una elevada disputa verbal, y las negociaciones sobre el paquete de rescate financiero parecieron estancarse, incluso cuando el líder de la minoría del Senado, el demócrata de Nueva York Charles Schumer dijo que él y el secretario del Tesoro, Steven  Mnuchin, estaban cerca de amarrar un acuerdo final

Entre tanto, en la Casa Blanca resistiéndose a los consejos de sus propios asesores de salud pública el presidente Trump se muestra desesperado por salvar la economía, y advierte que es probable que relajará las medidas de prevención y contención del contagio del virus en cuestión de semanas; y que las restricciones extremas al comercio, que tienen la intención de frenar la pandemia mortal de coronavirus no pueden prolongarse por más tiempo.

Según The New York Times, “Cualquier flexibilización de las pautas federales de salud pública puede tener poco efecto inmediato en millones de estadunidenses, incluidos los de California y Nueva York, donde los gobernadores y alcaldes han impuesto restricciones pertinentes y generado sus propios recursos para intentar detener el avance del virus, porque la ayuda federal sigue sin llegar a pesar de que la infección avanza por decenas de miles y las muerte se cuentan en cientos de personas todos los días.

Y es precisamente la falta de equipos protectores, máscaras y ventiladores principalmente, lo que pronto comenzará a cobrar víctimas fatales entre los trabajadores de la salud, médicos y doctoras, enfermeros y enfermeras y otros trabajadores en la primera línea de contención, mientras China está produciendo 20 millones de máscaras al día.

De salirse con la suya el presidente y ordenar un cambio en la política federal de combate a la pandemia, se podría conducir a prácticas desiguales entre los estadunidenses de algunas áreas geográficas que han mostrado un impacto menor, y ordenar volver al trabajo o la escuela mientras que otros se quedan en casa. “Los expertos en salud pública advierten que una respuesta de mosaico podría provocar nuevos brotes peligrosos del coronavirus, especialmente si continúa el retraso en las pruebas y el seguimiento”, dice la fuente.

Por otro lado, las negociaciones de casi dos millones de millones de dólares en el Senado, horas después de haber sido bloqueadas por los demócratas alegando falta de transparencia y la posibilidad de que el estímulo económico fuera a ser principalmente para las corporaciones y sus ejecutivos, y no para los trabajadores y sus empleadores, o los estados y ciudades en mayor necesidad, tanto los principales demócratas como el secretario del Tesoro dicen que están cerca de alcanzar un acuerdo, y continúan enfrascados en maratónicas negociaciones privadas. Según la cadena CNN, pareciera que se han producido importantes compromisos.

“Horas después de que los demócratas votaron para bloquear la acción sobre el plan hasta que lograron concesiones y el Senado se disolvió en francotiradores partidistas”, dice el Times, el senador Schumer y el Secretario del Tesoro, Steve Mnuchin señalaron que “sus negociaciones privadas habían producido importantes avances”. Eso podría despejar el camino para la promulgación del plan en cuestión de días.

“Esperamos llegar a un acuerdo por la mañana”, dijo Schumer a los periodistas justo antes de la medianoche de ayer, y agregó que esperaba que el Senado pudiera votar esta misma noche. “Todavía hay algunas pequeñas diferencias”, dijo.

Por su parte Mnuchin, que pasó el día en el Capitolio con senadores de ambos bandos, dijo que se había hecho un “gran progreso”, pero que ambas partes revisarían el borrador del texto y otros documentos durante la noche de hoy.

El país, entre tanto, sigue en ascuas■

Aquí hay algunos otros desarrollos significativos:

  • Los republicanos del Senado introdujeron un paquete fiscal de 1 trillón de dólares, en la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica Coronavirus, que incluye el envío de pagos directos en efectivo a muchos estadunidenses.
  • El Departamento de Estado advirtió a los estadunidenses que no viajen internacionalmente y aconsejó a todos los conciudadanos que están en el extranjero que regresen a Estados Unidos o hagan preparativos para refugiarse en el lugar.
  • Italia alcanzó el jueves un hito sombrío, superando a China por el mayor número de muertes relacionadas con el coronavirus, con 3 mil 405 casos fatales. Morgues en Italia se está quedando sin capacidad.
  • Para abordar la escasez de suministros médicos, la nueva legislación estadunidense brinda a los fabricantes de máscaras faciales N95 protección contra demandas judiciales al vender ciertas máscaras a trabajadores de la salud.
  • Eso liberará a los productores, incluidos 3M y Honeywell, para vender decenas de millones de máscaras más por mes a los hospitales, según el vicepresidente Pence, quien dijo que “están disponibles ahora”.
  • Los datos de los CDC ahora muestran que los adultos más jóvenes son un gran porcentaje de hospitalizaciones por coronavirus en Estados Unidos.
  • India prohibió los vuelos comerciales entrantes durante una semana, y Australia y Nueva Zelanda cerraron sus fronteras a todos excepto a ciudadanos y residentes. Los Emiratos Árabes Unidos fueron más allá, evitando que los residentes expatriados regresen al país. Mientras tanto, Italia está extendiendo las medidas de bloqueo.
  • El presidente Trump canceló la cumbre en persona del G-7 programada para junio en Camp David, debido a la pandemia de coronavirus, y decidió en cambio celebrar la reunión anual por videoconferencia.
This entry was posted in Homepage Feature, Política, Salud. Bookmark the permalink.