Por uso excesivo de fertilizante en campos de California damnificados van a corte

El primer pozo en San Jerardo que se contaminó. Foto: Heidi de Marco.

El primer pozo en San Jerardo que se contaminó. Foto: Heidi de Marco.

Durante años, habitantes de un pequeño poblado del valle de Salinas han pagado con su salud la contaminación por nitratos en sus pozos de agua potable. Además, la contaminación de los ríos también está afectando seriamente a los pescadores de salmón de la costa central de California. Cansados de ser ignorados por las autoridades estatales encargadas de regular el uso excesivo de fertilizantes, atribuido a la poderosa industria agrícola, una coalición de agrupaciones rurales y costeras iniciaron un pleito legal. Heidi de Marco platicó con algunos de los afectados y nos entrega su reporte desde una comunidad latina en la costa central de California.


Conocí a Ileana Miranda, líder de una cooperativa agrícola, cuando los dolientes de un entierro se reunieron en el centro comunitario de San Jerardo.

Es la familia de Marcela. Se acaba de terminar el funeral de la señora

Aunque Marcela, una señora mayor que falleció por causas naturales, no es el caso de otros habitantes que en la última década han muerto de cáncer.

Han sido cuatro residentes, incluyendo mi suegro que fallecieron de cáncer de estómago

La Cooperativa de San Jerardo. Foto: Heidi de Marco.

La Cooperativa de San Jerardo. Foto: Heidi de Marco.

El cáncer ya es parte de la vida diaria en esta pequeña comunidad latina, destaca Ileana.

Muchas personas fallecieron de cáncer. Algunas lo sobrevivieron y algunas personas aún están batallando con cáncer

San Jerardo parece una isla rodeada de kilómetros y kilómetros de campos de frutas y vegetales al sur de Salinas, en el condado de Monterey. Allí viven unas 250 personas, en su mayoría trabajadores agrícolas y ancianos. Para sus necesidades básicas usan agua de pozo, que ahora saben es una fuente de sus males.

Ileana visita a su vecina, Evelia Alcalá Mezquita. Desde 1979 vive en San Jerardo y recuerda cómo era el agua que brotaba del grifo en su cocina.

Llegaba a salir como oscura y con olor

Evelia tiene 56 años y trabaja cuidando a un anciano, pero dice que desde los 8 años trabajó en una finca de fresas.

Nosotros mismos tirabamos nuestro pesticida y el fertilizante. Nos comíamos fresas, sin saber

Además, Evelia asegura que durante años, cuando se bañaba salía con su cara y ojos muy rojos, pero nunca le dio importancia hasta que hace 5 años se enfermó.

Evelia Alcalá Mesquita, residente de San Jerardo, es originaria de  Jalisco, México. Foto: Heidi de Marco.

Evelia Alcalá Mesquita, residente de San Jerardo, es originaria de Jalisco, México. Foto: Heidi de Marco.

Me detectaron cáncer de colon. Y gracias a Dios fue en etapa primera y me lo alcanzaron a salvar entonces. Pero hasta ahorita ya he tenido tres operaciones de colon

Otros vecinos se han quejado que les salen ronchas en la piel y se les cae el cabello cuando se bañaban con agua caliente, que ahora saben, tenía altos niveles de nitrato. Pero los más vulnerables son los niños y las mujeres embarazadas, dice Estela Pulido Pérez, una abuela de 72 años.

Porque en muchas ocasiones que como el agua estaba mal, los niños se ponían azules, azules del cuerpo y tenía que llevarlos de inmediato al hospital

El llamado síndrome del bebé azul es potencialmente mortal.

Desde su fundación en los años 70 San Jerardo ha tenido cuatro pozos. Con el tiempo ya tres están muy contaminados por nitrógeno y están fuera de servicio. Inspectores estatales confirmaron la contaminación del tercero, les proporcionaron agua embotellada, y hace 12 años ordenaron perforar un pozo nuevo. Sin embargo, Ileana dice que temen que con el tiempo pase lo mismo.

La agua está limpia para tomar al momento, pero nadie pues casi nadie entre los residentes confía en ella. Así que la mayoría de los residentes aún compran un bote para tomar y cocinar”

Illean Miranda, la directora ejecutivo de la cooperativa San Jerardo dice que la comunidad ha estado luchando por agua potable durante décadas. Foto: Heidi de Marco.

Illean Miranda, la directora ejecutivo de la cooperativa San Jerardo dice que la comunidad ha estado luchando por agua potable durante décadas. Foto: Heidi de Marco.

Pero además tienen que pagar 72 dólares adicionales al mes por el agua del último pozo que perforaron, destaca Ileana.

Hay muchas personas que solamente viven con su pensión. Están pagando un 18 por ciento de su ingreso solamente en el bill del agua, y aparte se compran la botella, ese es otro cobro

Estudios muestran que el uso excesivo de nitratos en la agricultura es la principal fuente de contaminación de los ríos y mantos acuíferos. Estos alimentan los pozos de agua potable utilizados por muchas comunidades latinas a lo largo de la Costa Central. Todo esto sucede a pesar de que California tiene las normas para regular el agua potable más estrictas del país. Por eso, enfermos y cansados de que ignoren su demanda que por décadas han exigido, la cooperativa de San Jerardo se sumó a otras organizaciones legales y comunitarias.

En octubre demandaron a la Junta Estatal de Control de Recursos Hídricos y a la Junta Regional de Control de Calidad del Agua de la Costa Central. Marisol Aguilar, es directora de la Asistencia Legal Rural de California, una de las instituciones demandantes.

Ellos son los que están encargados de proteger el agua para asegurar que ellos pongan una orden que le diga a los granjeros cómo manejar sus files sin contaminar el agua. Sin embargo, la realidad es que esas órdenes siempre han sido demasiado débiles, que dan permiso a que puedan poner lo que quieran poner. No hay consecuencias para ellos, ahorita

Parte del río de Salinas que está notablemente contaminado. Foto: Heidi de Marco.

Parte del río de Salinas que está notablemente contaminado. Foto: Heidi de Marco.

Pero las comunidades rurales no son las únicas impactadas por el uso excesivo de nitratos. También está devastando la industria pesquera, dice el abogado Glenn Spain, Director ejecutivo de la Federación de la Costa del Pacífico de Asociaciones de Pescadores y Pescadoras.

Como hemos visto este año, toda la industria pesquera del salmón ha cerrado. Esto se debe a varias razones, pero una de esas razones es que las vías de agua que tenemos en nuestros ríos están contaminadas, eso nos lleva a demandar

Como los salmones se reproducen en los ríos y después emigran al mar. El uso excesivo de pesticidas está interrumpiendo su ciclo de vida.

Todos matan a los salmones jóvenes o matan sus huevecillos y debido a eso, hoy en día muy pocos salmones sobreviven en el río para llegar al mar. Por eso no se puede hablar de salmones adultos que puedan continuar con la reproducción de la especie

La gran mayoría del salmón que capturan procede del sistema fluvial del Valle de Salinas, que incluye los ríos Sacramento y San Joaquín. Pero además está dañando a la trucha arco iris y a otros peces en peligro de extinción. También los pescadores durante décadas han pedido a las dos autoridades reguladoras del agua de California que tomen medidas, sin muchos resultados.

La gente de San Jerardo aún no confía en el agua y compra galones de agua o intenta ahorrar agua de lluvia en pequeños pozos en sus propiedades. Foto: Heidi de Marco.

La gente de San Jerardo aún no confía en el agua y compra galones de agua o intenta ahorrar agua de lluvia en pequeños pozos en sus propiedades. Foto: Heidi de Marco.

La agroindustria es muy poderosa políticamente hablando, pero da la apariencia de ser muy débil en términos de su autoridad reguladora o de su esfuerzo regulador

Por eso unieron fuerzas con los residentes del valle central de California, cuyos pozos de agua están siendo contaminados por la misma agroindustria.

Esa misma contaminación está en los ríos y mata los peces de los que dependemos las comunidades costeras para nuestro sustento, y para llevar el alimento a las mesas de las familias del país

Como por mucho tiempo han permitido que la agroindustria se auto regule pero no ha funcionado, con la demanda están exigiendo un mandato judicial, concluye el abogado Spain.

Esto de un mandato judicial significa que le pedimos a un tribunal que les obligue a regular, que les diga que esto es algo que están obligados a hacer. Que lo hagan por orden judicial

Pozo agua San-Jerardo. Heidi de Marco.Regresando al valle central, para la líder de la cooperativa, Ileana Miranda, contenta con el apoyo de los pescadores y otros grupos legales y ambientalistas, sumarse a la demanda también es un asunto muy personal.

En 2020 tuve un aborto espontaneo que tambien es algo que se viene por cause de nitratos. Fue una etapa muy difícil para mi

Por eso, la mamá de dos hijos y uno en camino quiere luchar hasta conseguir justicia.

Quiero dejar un futuro mejor para ellos

Para la Edición Semanaria de Noticiero Latino, desde San Jerardo, en la costa central de California, Heidi de Marco.

Escuche la Edición Semanaria Completa:

Download
This entry was posted in Homepage Feature, Medio Ambiente, Salud. Bookmark the permalink.