Ni ‘marea roja’ ni éxodo sísmico de votantes latinos hacia el Partido Republicano

Ambos partidos están confiando en los votantes latinos para su triunfo en la segunda vuelta en Georgia. Foto: HNS.

Ambos partidos están confiando en los votantes latinos para su triunfo en la segunda vuelta en Georgia. Foto: HNS.

Marco Vinicio González

Aunque el conteo de los votos de las pasadas elecciones intermedias no han concluido como para determinar quién se quedará con el control de la Cámara de Representantes, ya que el Senado quedó en manos de los demócratas, aún con Georgia todavía por definir, resultados preliminares del voto latino desmienten la narrativa del “éxodo” de votantes latinos hacia el Partido Republicano.

De acuerdo con el Instituto Brookings, los votantes latinos se mantuvieron sólidamente demócratas en una proporción aproximada de 2 X 1: 64 por ciento informaron haber votado por un candidato demócrata a la Cámara de Representantes, contra 33% por los republicanos.

Otras encuestas afirman que casi dos tercios de los votantes latinos apoyaron a los candidatos demócratas a pesar de que los republicanos recuperaron parte del terreno perdido en la última década. Esta noción de “un cambio sísmico” en el apoyo a los partidos entre los votantes latinos no está sustentada en datos sólidos, entre otras cosas porque el voto latino siempre ha sido dinámico y receptivo a los temas de su interés.

Y es que una gran mayoría de votantes latinos apoya entre otras cosas políticas como la reducción de los precios de los medicamentos recetados, el derecho al aborto, la reforma migratoria y la cancelación de la deuda universitaria que, por cierto, a pesar de la cancelación de ésta, que decretó el presidente Biden recientemente, un juez federal asignado por Trump la acaba de desafiar en tribunales.

Además, en varios estados clave como Nevada, Pensilvania, Georgia y Arizona los demócratas contaron con un fuerte apoyo mayoritario entre los votantes latinos. La Florida por ejemplo, donde los votantes latinos se pronunciaron por los republicanos, fue único estado donde los demócratas no ganaron este voto.

La Asociación de Funcionarios Latinos Electos y Designados, NALEO dice que los votantes latinos están preparados para tener el impacto más decisivo en la historia de su participación electoral. La Encuesta Nacional de Seguimiento de Votantes Latinos de 2022, que encuestó a al menos 2 mil votantes latinos registrados en el transcurso de nueve semanas acerca de sus preferencias en las contiendas por el Congreso, halló un marcado favoritismo por el presidente Biden, y sobre los principales problemas que enfrenta el país y más.

Otro tema que influyó en el resultado de los votantes latinos fue la manipulación partidista de las líneas distritales, un fenómeno conocido como gerrymandering y cometido mayormente por los republicanos en esta elección, fue un factor importante a considerar.

Por citar sólo un par de ejemplos, en Texas el Distrito 15 se debilitó o no se designó como distrito latino, y esto es parte de una demanda contra el estado de Texas bajo el desafío legal, ‘LULAC v Abbott’. Y también se redibujaron distritos del Congreso donde los latinos no pueden elegir candidatos de su elección en el estado de Nueva York.

Y mientras se termina el desglose de los votos por raza y etnias, género y edades (aunque se sabe que el voto de las mujeres y de los jóvenes fue crucial), una asignatura pendiente para los partidos, y en particular para los demócratas es que el voto de los latinos es diverso, se siente abandonado o ignorado y requiere inversión económica y atención o a acercamiento a su comunidad y no sólo en los ciclos electorales.

This entry was posted in Elecciones, Homepage Feature. Bookmark the permalink.