Muerte de pizcador con visa H2A revela abuso del programa migratorio laboral

Pizcadores de mora se organizan y marchan en Sumas, WA, en protesta por falta de protección laboral, a veces fatal, como el el caso de su compañero, en un gran emporio de la mora.

Pizcadores de mora se organizan y marchan en Sumas, WA, en protesta por falta de protección laboral, a veces fatal, como el el caso de su compañero, en un gran emporio de la mora.

Este fin de semana murió en el estado de Washington el pizcador de moras Honesto Silva Ibarra. Su caída de emergencia al hospital desató una ola de inconformidad entre sus compañeros de trabajo, todos contratados mediante la visa temporal H2A, por una empresa californiana dueña de algunas de las mayores plantaciones moreras del mundo. En protesta se declararon en paro laboral pero fueron despedidos y con su visa expirada. La comunidad local y activistas laborales salieron en su apoyo. Nuestro reportero, José Luís Buen Abad estuvo presente y tiene detalles de este pleito de proporciones transnacionales, que pone en evidencia los abusos del programa de trabajadores temporales.

Se escuchan consignas callejeras y el sonido del tráfico permanece en el fondo…


Más de 200 personas marchan sobre la carretera que atraviesa los campos de moras del pequeño poblado de Sumas, muy cerca de Canadá.

Apoyan a 80 trabajadores temporales mexicanos despedidos por la empresa Sarbanand Farm cuando suspendieron labores para demandar información sobre el paradero de Honesto Silva Ibarra, de 28 años, quien días atrás se desmayó mientras pizcaba.

A la orilla de la carretera, momentos previos a la marcha de los pizcadores de mora en Sumas, WA.

A la orilla de la carretera, momentos previos a la marcha de los pizcadores de mora en Sumas, WA.

“Creo que él se sintió mal en el field cuando andábamos trabajando y fue y les dijo…, al parecer no le hicieron caso”

Pedro Orozco es de Ciudad Victoria, Tamaulipas y compañero de Silva, quien era originario Nayarit, casado y con 3 hijos; recuerda los días previos a su muerte:

“Él se fue a su cabina a descansar, porque la verdad se sentía mal; fueron por él y lo regresaron al field para que fuera a trabajar”

Honesto seguía insistiendo que se sentía enfermo y quiso regresar a México. Pero no pudo comprar un boleto porque su visa estaba vencida, señala; aun así y bajo presión de la empresa, regresó a trabajar, pero su salud empeoró. Por su cuenta fue a una clínica local desde donde fue trasladado de emergencia al Centro Médico Harbor View, en Seattle, donde falleció. Al conocer la noticia todos se indignaron.

“Porque ahorita es él, mañana puede ser uno de nosotros”, advierte Orozco.

Aquí viven los trabajadores agrícolas en Sumas, WA, mientras dura el paro laboral

Aquí viven los trabajadores agrícolas en Sumas, WA, mientras dura el paro laboral

La muerte de Honesto es la consecuencia más severa de una cadena de violaciones al programa H2A señala Ramón Torres, de Familias Unidas por la Justicia, una organización sindical local que llegó a apoyarlos:

“Los trajeron a Washington y están trabajando con visas vencidas. Se les provee comida pero les están proveyendo una tortilla de harina con una mitad de jamón adentro. Para almorzar –los compañeros  dicen que comen cereal  y trabajan con temperaturas de 90 grados”

Cuando menos 5 trabajadores están enfermos. Uno de ellos tenía una infección muy avanzada que estuvo a punto de perder unos dedos; aun así, participó durante la protesta con la ayuda de varios compañeros.

Por su parte el cónsul de México en Seattle, Roberto Dondisch, quien  llegó a monitorear la protesta, dice que  las empresas que contratan trabajadores temporales tienen obligaciones que no están cumpliendo.

“Tiene que proveerles casa, seguridad y asistencia médica. La granja no cumplió con los requisitos del programa y puso en riesgo la salud de nuestros connacionales”

image014Sin embargo, hasta el momento de esta entrevista el cónsul Dondisch no se había comunicado con la criticada empresa ni con los familiares del fallecido. Hacer cumplir la ley a mega empresas como Sarbanand Farms, que contrata trabajadores con visa H2A no es fácil, señala el abogado Joe Morrison, de Columbia Legal Services:

“El problema con este programa es que tienen menos protecciones a los que viven acá y trabajan acá en Washington”

-¿Pero las leyes estatales si los cobijan? –se pregunta a Morrison.

“La ley más importante aquí en Washington es que si hay problemas en su trabajo, una persona tiene derecho de quejarse en el trabajo y tratar de mejorar las condiciones en el trabajo. Y esa ley aplica a todos, no importa si es H2A o una persona local”

Morrison dice que la muerte de Ernesto se debe investigar a fondo:

 “Yo pienso que el estado de Washington debe investigar eso como la posibilidad de una acción… algo criminal”

Por su parte José Carnevali, del Departamento de Labor e Industria no quiso comentar, porque dijo que están investigando el caso. Personal de su departamento ya empezó a entrevistar a varios trabajadores.

Campo de mora en el rancho de Sarbanand Farm, en Sumas, WA.

Campo de mora en el rancho de Sarbanand Farm, en Sumas, WA.

Mientras tanto, cerca de 500 jornaleros agrícolas con visas H2A siguen pizcando moras en los campos de Sarbanand Farms. En todo el estado 14 mil trabajadores participan en este programa de visas temporales. Según el Departamento de Agricultura la producción de moras en Washington en 2016 fue de 120 millones de libras, con un valor de 94 millones de dólares. La empresa Surbanand Farms, que es subsidiaria de Munger Farms y está basada en California, no respondió a repetidos intentos por contactarlos.

Se escucha en el fondo el sonido de una misa…

La movilización terminó con una misa para dar esperanza a los 80 trabajadores que ya tienen una semana sin trabajar. Están sin casa, no tiene dinero, lejos de sus familias, con la visa vencida y sin forma de regresar a México, pero están buscando ayuda para defenderse, afirma el pizcador Pedro Orozco, de 30 años, de cuyo sueldo depende su esposa y una hija pequeña.

image023

“Yo aquí voy a seguir firme, verdad, decididos; y vamos a seguir hasta donde tope…”, advierte Pedro orozco■

Para la Edición Semanaria de Noticiero Latino desde Sumas, en el estado de Washington, Foto, Voz y Texto de José Luís Buen Abad.

Download
This entry was posted in Economía y Trabajo, Homepage Feature, Inmigración. Bookmark the permalink.

Encuéntranos en Facebook

Más Noticieros

Síguenos en Twitter

Suscríbete

Suscríbete a nuestra lista de correo