Transferencias de indocumentados a ICE desde la cárcel de Fresno 1er reporte

Cárcel del Condado de Fresno, California. Foto: sitio web de la Cárcel de Fresno.

Cárcel del Condado de Fresno, California. Foto: sitio web de la Cárcel de Fresno.

De la redacción

Varios son los temas que afectan de manera muy importante a la población estadunidense y California se ubica a la vanguardia o al frente de estos asuntos. La inmigración, sobre todo bajo la administración Trump es una muestra de ello. Porque California es el primer estado de la nación que ha emitido una ley, la SB 54, también conocida como la Truth Act (Acta de la Verdad), que obliga a los sheriffs de condado a reportar sobre las transferencias de indocumentados que han estado presos al servicio de Inmigración y Control de Aduanas, ICE Escuche el discurso incial de la Sheriff de Fresno, Margaret Mims en el programa de Línea Abierta que aquí se reseña.

Bajo el mandato de la Ley SB 54 el condado de Fresno celebró ayer el primer foro donde la Sheriff de Fresno, Margaret Mims dio a conocer un informe detallado –aunque amañado también, dicen algunos líderes que estuvieron presentes- sobre las notificaciones que ha dado la cárcel del condado de Fresno a ICE. También respondió a preguntas de residentes preocupados y miembros de la junta gobernante.

Vale decir que las decisiones que toman los funcionarios locales como la Sheriff Mims, sobre cooperar con ICE o negarse a cooperar, importan mucho para la efectividad de ICE en su trabajo de aumentar los arrestos y las deportaciones, dice en la introducción el programa de Línea Abierta del martes. Pues el rol de los sheriffs crece de manera progresiva y no sólo afecta significativamente a las personas indocumentadas, sus familias y sus comunidades sino que también conforma la narrativa nacional en torno a la inmigración y la reforma de la justicia penal.

En la mayoría de los estados de este país el puesto del Sheriff se describe incluso en la propia constitución del estado, sostiene el Colaborativo de Justicia Penal. “Los más de 3 mil Sheriffs de todo el país tienen vastos poderes, que los miembros de la comunidad raramente pueden entender. “Dirigen la cárcel local, administran la seguridad en el juzgado del Condado y son responsables de hacer cumplir la ley en las áreas no incorporadas del condado”, que en algunos lugares cubren una gran cantidad de territorio.

Además, cobran “un impacto profundo en cuántas personas terminan en la cárcel y la manera cómo son tratadas una vez que están detenidas… Y son actores importantes en la política local que pueden prestar su voz a favor o en contra de la reforma de la justicia penal local y estatal”.

Aunque en la práctica un jefe de policía es elegido para servir mandatos de 3 años, es muy común que se queden en el puesto hasta dos décadas. Casi todos ellos no sólo desconocen sino que desprecian a la población no blanca y a otras minorías. Por ejemplo, estas alarmantes cifras lo demuestran: “95 por ciento de los sheriffs son hombres y 99% son blancos. Sólo hay tres sheriffs negros en todo el país”.

Muchos sheriffs se creen todopoderosos, y argumentan que poseen autoridad absoluta para decidir si una ley es constitucional en su condado; además, dicen que “no rinden cuentas ante nadie; ni ante el gobierno local ni federal, ni ante los tribunales ni ante la ley”. Sin embargo este poder aparentemente omnipotente –y ciertamente ominoso-, encuentra su antídoto en el único ser capaz de detenerlo: !El votante en las urnas!, cuando cada 3 años el o la sheriff tiene que renovar su mandato.

En el programa de Línea Abierta transmitido este martes, se ofrecieron reportes en vivo desde el sitio mismo de la sesión. Y sobre todo, algunas de las propuestas que jóvenes líderes de la comunidad inmigrante valientemente expusieron ante la Sheriff de Fresno, Margaret Mims, conocida –dijeron- por su vil servidumbre a las políticas racistas de Trump, ante quien se ha mostrado dócil y sumisa; y por el servicio que de manera no tan velada presta a los agentes de ICE para que acudan a detener inmigrantes que salen libres de la cárcel tras cumplir sus sentencias, en clara violación al espíritu de la Ley de la Verdad también conocida como ‘Ley Santuario’.

Dichas opiniones serán abordadas en un futuro programa de Línea Abierta, que a través de estas páginas daremos a conocer. No obstante, a continuación ofrecemos en el enlace de abajo la presentación inicial de la Sheriff Mims en el foro de Fresno, en inglés pero con una traducción sobre la marcha en español. En su presentación, Mims reporta sobre cuántas peticiones o solicitudes para entrevistar a inmigrantes indocumentados detenidos recibió de parte de ICE en 2017. Y a cuántos inmigrantes detenidos reportó Mims a ICE durante ese mismo año.

¿Había dado antes cuenta la Sheriff sobre estos números de detenidos? ¿Cuáles son los delitos específicos, delitos graves o violentos que habían cometido los señalados por Mims ante ICE? ¿Cuál es el historial delictivo de esos señalados?

Como se dijo, la Ley SB 54 prohíbe la transferencia de detenidos a Inmigración, salvo en contadas excepciones: en casos de delitos violentos, o de delitos graves.

En el enlace de abajo pude escuchar la presentación o informe de entrada de la Sheriff Margaret Mims en el referido foro, quien llega al evento precedida de serios cuestionamientos por parte de líderes comunitarios de la localidad.

He aquí un pasaje de ese informe:


Cuando el equipo de campo de Radio Bilingüe que estuvo presente en el foro edite los audios que ahí se escucharon ayer martes, estos serán transmitidos en un venidero programa de Línea Abierta y otras programaciones de Radio Bilingüe, que serán anunciadas con anticipación y oportunidad en estas mismas páginas. También se ofrecerá en su oportunidad los testimonios y denuncias que algunos jóvenes líderes de la comunidad de Fresno dirán de manera íntegra cuando salga al aire el programa de Línea Abierta prometido.

Esté al pendiente…

Download
This entry was posted in Homepage Feature, Inmigración. Bookmark the permalink.